Grandes forámenes deben ser esquivados permanentemente por los vehículos que transitan por la vía entre La Marina y La Moralia. Voceros comunitarios de los dos corregimientos unidos por la vía en mal estado, adjudican esta situación a la falta de camineros.

La falta de mantenimiento ha convertido la carretra en casi un camono de herradura

La reparación de la carretera como factor primordial para la movilización de turistas, es el propósito fundamental de la Asociación Comunitaria Moralense de Turismo, entidad que opera desde el corregimiento La Moralia para potenciar esta actividad económica en la región.

Paralelo a esto, la organización también viene trabajando de manera intensa por el embellecimiento del centro poblado, a fin de hacerlo vistoso para quienes, como potenciales turistas, lleguen hasta el lugar en procura de disfrutar de un ambiente agradable.

Daniela Salazar, presidenta de Amoratur, precisó que, de momento, se está proyectando una actividad para el mejoramiento de la entrada al poblado y la reparación de tres de sus calles cuyo estado es lamentable y no permite un tránsito aceptable.

Por su parte Otilia López Gómez, miembro de Amoratur, informó que para hoy se ha programado una actividad en la que la comunidad, en convite, hará arreglos a la vía que une con La Marina y Venus e instalará varios avisos de tipo ecológico a orillas de la carretera.

«Desde hace mucho tiempo desaparecieron los camineros que eran quienes mantenían la vía en buen estado, por ello vamos a unirnos en comunidad para hacer arreglos a cunetas y mediante avisos invitar a la gente a que no arroje basuras» añadió la señora López Gómez.

Otro propósito que se está preparando en La Moralia es la celebración de Día Internacional del Medio Ambiente el 5 de junio próximo, fecha en la que se desarrollarán una serie de actividades de enlucimiento del pueblo, para lo cual se están enviando comunicados al comercio y las fuerzas vivas de Tuluá para que colaboren con materiales de construcción.

«La Moralia tiene un gran potencial turístico, está a media hora de Tuluá, su clima templado es ideal y la situación de orden público hoy ya es historia, así que no hay motivo para no aceptar la invitación que les estamos haciendo a los turistas del Valle» puntualizó Otilia López Gómez.

También te puede interesar:   Drogadictos se toman el parque infantil, residentes piden presencia policial durante la noches
Compartir: