“…es la época del año en que mayor número de convocatorias de cooperación se encuentran abiertas…”.

Una vez transcurrida la etapa de planeación presupuestal y priorización de sectores, programas y proyectos en departamentos, municipios y demás entidades públicas y privadas, inicia el momento de ejecución de recursos, cumplimiento de metas y selección de los mecanismos efectivos para realizarlo. Así ocurre con la asignación de recursos de cooperación internacional de diferentes países que utilizan como canales sus embajadas, agencias y organismos cooperantes. Es una ayuda que brindan los países desarrollados en distintas modalidades, ayuda humanitaria, alimentaria o la transferencia de capacidad técnica, cultural o en recursos para el cumplimiento de un objetivo específico.

De enero a abril es la época del año en que mayor número de convocatorias de cooperación se encuentran abiertas, esa bolsa de recursos diferenciada por temas de interés está a la espera de interesados del sector público, privado o una alianza entre ambos para llevar a cabo proyectos de impacto municipal o departamental con un componente de sostenibilidad.

Tanto la ciudadanía como las entidades públicas y privadas de los municipios del centro y norte del Valle contamos con territorio y población con características para acceder a dichos recursos, sin embargo no tomamos la porción que podríamos. Esto se puede asociar a la inexperiencia o desconocimiento de los mecanismos, entonces la invitación es inquietarnos en el tema y arriesgarnos a presentar proyectos; la cooperación siempre ha estado allí, solo que no hemos accedido a ella.

Los municipios podemos considerarla como una fuente de financiación del plan de desarrollo, del presupuesto de la vigencia y liderar espacios para la gestión de recursos de manera articulada con ministerios y cooperantes.

También te puede interesar:   18 años del Bloque Calima
Compartir: