El municipio tiene una escombrera oficial que no está siendo utilizada.

Las montañas de basuras y escombros que son arrojados diariamente a un lado de la carrilera, en el asentamiento La Balastrera, ya está generando enfermedades en niños y adultos. La comunidad hace un llamado ingente para que estos desechos sean depositados en la escombrera oficial.

Un llamado especial a la Alcaldía Municipal, la policía ambiental y la empresa Tuluaseo, hicieron voceros comunitarios del asentamiento La Balastrera ante el cúmulo de desechos y escombros que están siendo arrojados en el sector, a orillas de la carrilera.

Las denuncias al respecto las formuló la líder comunal María del Pilar Arce quien, tras hacer un recuento sobre sus múltiples necesidades, entre ellas las de servicios públicos, precisó que el sector se ha convertido en una nueva escombrera donde están botando toda clase de desechos.

Agrega que carretilleros y volqueteros son vistos diariamente depositando allí sus escombros, con el agravante de que, al hacérseles el reclamo respectivo, responden con insultos y agravios.
“Señor alcalde, yo quiero que usted escuche y mire con sus propios ojos que no estoy inventando algo más allá de lo visual” señala la señora Arce al pedirle al mandatario local que se apersone de la situación.
La líder comunitaria recuerda que el municipio cuenta con una escombrera oficial, situada en el corregimiento Aguaclara, pero quienes transportan estos desechos, por razones que se ignoran, no están haciéndolo allí sino que prefieren el sector de La Balastrera.

Agrega que esta situación está produciendo enfermedades en niños y adultos por la proliferación de ratas, zancudos, cucarachas y animales descompuestos, sin que autoridad alguna se acerque a atender las emergencias.
“No es justo que nosotros como seres humanos tengamos que vivir como animales… ellos (carretilleros y volqueteros) se ganan su dinero con este trabajo y nosotros nos ganamos las enfermedades” puntualiza María del Pilar Arce tras exigir respeto por su entorno.

También te puede interesar:   Sindicato amenazado por denuncias del hospital Rubén Cruz
Compartir: