La mujer de 42 años de edad, que conducía el vehículo Spark, se encuentra bajo pronóstico reservado en Cali. Las víctimas se dirigían hacia la ciudad de Popayán.

Juan Daniel Peralta Díaz, natural de Orito Putumayo, y Kevin David Gómez Tamayo, oriundo de la ciudad de Manizales.

Dos estudiantes universitarios se convirtieron en las recientes víctimas de un accidente de tránsito registrado en la madrugada del martes, en hechos presentados en la doble calzada a su paso por el municipio de Guacarí, indicaron las autoridades de tránsito y transporte de la policía que atendieron el percance.

Las víctimas de este accidente automovilístico fueron identificadas como Juan Daniel Peralta Díaz, natural de Orito Putumayo, y Kevin David Gómez Tamayo, oriundo de la ciudad de Manizales.
Estos dos jóvenes estudiantes se desplazaban, en compañía de otras tres personas que resultaron heridas, a bordo de un vehículo Chevrolet Spark de color negro con destino a la ciudad de Popayán.

También te puede interesar:   Preocupante deserción escolar en el municipio de Tuluá

La fotografía muestra la pérdida total del vehículo Chevrolet Spark en el que se desplazaban los estudiantes universitarios.

Según se pudo conocer, los jóvenes estudiantes de séptimo semestre de Geología y Minas de la universidad de Caldas en Manizales, chocaron contra un camión que transportaba plátanos.
El accidente, de acuerdo con las informaciones de las autoridades, se escenificó hacia las 12 y 10 de la madrugada del martes en la doble calzada sentido norte-sur, a la altura del sector conocido como el faro en inmediaciones al municipio de Guacarí, en el centro del Valle.

Familiares de una de las víctimas señaló que los estudiantes habían salido de Manizales a las siete de la noche hacia la Ciudad Blanca para participar de una conferencia relacionada con las inversiones en criptomo-nedas.
Las autoridades adelantan las investigaciones respectivas para determinar responsabilidades frente a este accidente de tránsito que deja como resultado dos personas muertas y tres más heridas.

Compartir: