El Tabloide

Unidad progresista

“…la secta uribista está haciendo fuerza para que sea Petro su contrincante en segunda vuelta…”.

Iván Duque, inocente y obediente como el marranito de la caricatura de Matador, sigue el libreto de Uribe y no está saliendo a frentear la campaña, lo están haciendo los alfiles del patrón azuzando los odios que repiten los incautos con vocablos como el castrochavismo o la expropiación. Además de que Duque no se desgasta, la centro izquierda le está ayudando con la soberbia de la Coalición Colombia de Fajardo y la ingenuidad de De la Calle, que no materializan su alianza, fuera de que le hacen el feo a Petro, quien es el único que puede impedir que el país vuelva al nefasto periodo de la seguridad democrática.

Es cierto que toda la secta uribista está haciendo fuerza para que sea Petro su contrincante en segunda vuelta, pues saben que explotando el miedo de Venezuela (el de la toma del poder por parte de la guerrilla ya se les cayó con la exigua votación de la FARC) duplicarán a la Colombia Humana, pero esto solo sería posible si de veras Fajardo y De la Calle no adhieren a la campaña que va a atacar seriamente la corrupción y va a seguir implementando los acuerdos de paz. Tampoco deja de ser cierto que Petro comporta problemas al momento de administrar, pero son obstáculos de forma y no de fondo, que son solucionables con el diálogo como sucedió esta semana cuando Carlos Caicedo se quejó y fue llamado para hacer puentes con los otros candidatos. Debe entender el autodenominado “centro” que quien lidera popularmente el espectro por la paz y la anti-corrupción es Petro, y por ello no pueden esperar a que éste decline su aspiración y menos adhiera a ellos. Es cuestión de pragmatismo, como hizo el mismo Petro hace 4 años cuando ante la amenaza de que Uribe volviera a la Presidencia con Zuluaga, para segunda vuelta decidió retirar varios de sus funcionarios estrella en la alcaldía de Bogotá para que fueran a hacerle campaña a su también contradictor Santos.

NOTA: Al mejor estilo uribista, en la UCEVA ahora pretenden cambiar un “articulito”, el de la reelección del rector para que éste se perpetúe. Lo advertimos de una vez acá, y por ello esta semana se mataron para hacer elegir el estudiante que les vote esa reforma en el Consejo Directivo, mientras la oposición, igual que ahora en el país, se dividió cuando había que unirse.

Compartir: