“Sal” película colombiana protagonizada por la actriz tulueña Diana Pérez Cachalla, quien tras su regreso de Londres fue invitada a trabajar en el segundo largometraje del director William Vega.

EL TABLOIDE hablo en vivo con los dos tulueños que participan en el largometrage cuya historia es una metáfora de la vida, entendida como una encrucijada donde el protagonista, entre más persigue la salida, más se pierde. 

Este 5 de abril llega a las salas de cine Sal, la más reciente película del director William Vega, a quien conocimos con La sirga en 2012, una de las mejores películas colombianas de la última década. Aquí le contamos por qué debe dedicarle unos minutos a la nueva producción de este caleño. 

Su guion

Sal es protagonizada por un hombre que emprende un viaje para conocer más sobre su desaparecido padre y queda atrapado en un espacio árido y hostil. Es una historia universal sobre el destino y la búsqueda de un legado. El actor principal de la película, Heraldo Romero, no conoció a su padre y después descubrió que era un líder cívico. William también creció sin un papá. Esa relación padre – hijo y el intento por hallar un guía o un maestro es uno de los temas de la película. 

sal_pelicula_1.png

Su fotografía 

William nos cuenta que alguna vez escuchó que “las buenas historias pueden ser contadas en cualquier lugar”. Sin embargo, para él, el espacio geográfico es clave en la narrativa. Así como en La Sirga se destacó el paisaje de la Laguna de Cocha, en Sal la inmensidad del desierto de la Tatacoa es fundamental. Así que además de ver una gran historia, en Sal también se encontrará una fotografía impecable de la geografía colombiana. 

sal_pelicula_3.png

Su simbolismo 

La sal es un elemento que tiene miles de significados dentro de la película. Tiene un valor como moneda, como sucedía en varias culturas, y también como sustancia clave para nuestra vida en la tierra. El desierto es igualmente una representación del estado emocional del protagonista. Sal es un constante juego con el espectador gracias a estos múltiples significados. 

sal_pelicula_4.png

Su crítica

Aunque no es su tema principal, una de esas múltiples lecturas de Sal es la de un espacio distópico, víctima de la mala explotación de los recursos naturales. En tiempos de fracking desastres ecológicos, es una reflexión que vale la pena hacerse y esta cinta lo permite. 

sal-pelicula-6.png

Su riesgo 

Sal es un experimento visual ambicioso y arriesgado. Desde su primera escena, con una voz femenina en mandarín que nos relata el origen del desierto, comprobará que es algo distinto al cine colombiano que ha visto hasta ahora. 

sal-8.png

También te puede interesar:   Alerta en cuatro municipios del Valle del Cauca por posible fraude electoral
Compartir: