“…Urbanizar las zonas rurales genera aumento del costo de vida, el predial se pone en las nubes…”.

Para qué urbanizar ilegalmente si no va a quedar agua, ni alimentos, ni medio ambiente.
Si hay algo que hace rico a nuestro país es la biodiversidad; el centro y norte del Valle del Cauca es el mejor ejemplo, Tuluá, Buga, Andalucía y demás municipios hermanos gozan de una importante oferta en flora, fauna, y en lo más valioso agua, pero el modelo de desarrollo actual puede dejarnos transformados en un desierto de cemento. Planteo esto porque me preocupa ver el deterioro de los ecosistemas rurales; si usted va desde Buga hasta Andalucía pasando por Tuluá podrá observar cómo las fincas que antes producían alimentos y servían de corredores de biodiversidad hoy son urbanizaciones, casas que mantienen muertas de lunes a viernes y solo se usan los fines de semana cuando el propietario va a descansar.

El modelo de urbanizar los corregimientos en el centro del departamento no solo es ilegal, también es lesivo para las dinámicas sociales, campesinas, ambientales. Hay corregimientos con predios que otrora se destinaban a cultivar tomate, café, maíz, ganadería pero que amanecen mágicamente con “licencias” sin sustento legal claro está, para crear mini-ciudades en pueblos.

Urbanizar las zonas rurales genera aumento del costo de vida, el predial se pone en las nubes, desplazamiento social de los habitantes por dicho encarecimiento, rompe las dinámicas culturales. Tuluá es el ejemplo más claro de todos, sin sustentar técnicamente los actos administrativos, sin haber crecimiento demográfico, sin haber plantas de tratamiento de aguas residuales suficientes, sin capacidad de acueductos, aparecen urbanizaciones de garajes en la zonas campesinas, olvidan los secretarios de planeación que su función es procurar un modelo de desarrollo sostenible, compacto, donde todas las personas “campesinos, mujeres víctimas, independientes y todos los estratos” puedan vivir, independiente de su capacidad adquisitiva.

Olvidan también que ese modelo de explanar las ciudades y unirlas a los corregimientos transforma en suburbios a nuestros municipios. Adam Smith planteó la paradoja del valor, y me pregunto ¿para qué urbanizar ilegalmente las zonas rurales si no va a quedar agua, ni alimentos, ni campesinos, ni medio ambiente?.

También te puede interesar:   Debate presidencial
Compartir: