Es el parque más importante de Buga, situado en pleno centro de la población, y se considera uno de los más antiguos de Colombia al ser el núcleo fundacional de la ciudad en el siglo XVI. Los constantes avatares de la historia colonial motivaron varios traslados de la ciudad y con ella su Plaza Mayor hasta 1573 cuando definitivamente se traslada al sitio actual.

En 1883, en el marco del primer centenario del nacimiento del Libertador Simón Bolívar, llegó la luz eléctrica a Buga siendo su parque principal el primero en ser iluminado a través del invento de la época, una instalación hidráulica movida con kerosene. “Cuentan las crónicas que las gentes en principio huyeron despavoridas ante semejante iluminación que no se vio siquiera en Bogotá” señala Francisco Felipe Borda Caicedo, miembro de la Academia de Historia de Buga.

El nombre de José María Cabal lo tomó definitivamente el 20 de julio de 1908 y ocho años después, el 19 de agosto de 1916, con motivo del centenario del fusilamiento del prócer bugueño, se presenta a la sociedad hermosamente adornado con plantas nativas, algunas bancas de madera e iluminado con faroles de kerosene.
La estatua en bronce del general José María Cabal Barona, que se encuentra en el centro del parque, fue elaborada por el escultor italiano Fernando Rubinni quien la trajo directamente desde su país.

“El Parque de Cabal ha sido el lugar de paseo, descanso y recreación de los bugueños desde su orígenes. Allí se reúnen viejos, jóvenes y niños, madres y ancianos. Es tertuliadero de vecinos, y allí se encuentra el embolador y los vendedores de helado “raspao”, chontaduros y caramelos. Es el espacio público por excelencia. El lugar de todo y seguirá siendo el centro de la historia de la ciudad, como ha sido siempre” puntualiza el historiador y también abogado Borda Caicedo.

También te puede interesar:   Sigue la investigación por trashumancia electoral en Andalucía
Compartir: