En esta sede educativa del corregimiento de Chambimbal se nota el deterioro. Los estudiantes continuarán con jornadas de protesta hasta lograr las soluciones al problema.

Este es el aspecto que presentan los cielorrasos de la I.E. Tulio Enrique Tascón.

Una toma pacífica adelantaron los estudiantes de la Institución Educativa Tulio Enrique Tascón del corregimiento de Chambimbal a inicios de la presente semana con la finalidad de llamar la atención de la Administración Municipal para que acometa los trabajos de la planta física que presenta algunas dificultades.

Luz Virginia Rojas, madre de familia de la institución, dijo que el panorama es preocupante pues la edificación antigua tiene problemas en los techos, baterías sanitarias y pisos a tal punto que varios estudiantes se han enfermado, algunos de ellos de gravedad.

“Aquí hubo un caso de una niña que adquirió una infección de tipo vaginal pues los baños no están adecuados y presentan problemas de salubridad” dijo la señora Rojas.
Por su parte Santiago Escobar, estudiante de grado once dijo que la problemática no es nueva y está suficientemente documentada ante la Secretaría de Educación.

“Estamos cansados de que nos digan mentiras y evasivas pues siempre que denunciamos nos hablan de soluciones y no pasa nada” aseguró el joven Escobar.
Otra estudiante por su parte informó que existe una tapia que está a punto de colapsar.
“Si ese muro que se mueve con medio tocarlo se cae podría causar una tragedia y quizá cuando eso pase, nos van a parar bolas” añadió.

Pero los problemas existen no solo en la planta antigua, tambien hay quejas de los docentes con respecto a un bloque que se construyó recientemente.
De acuerdo con el docente Víctor Hugo Londoño el bloque nuevo tiene un problema de diseño, pues como son proyectos nacionales se hacen de manera uniforme para todo el país, pero en el caso de Buga, no se tuvo en cuenta la proximidad con la doble calzada y por tanto el ruido es insoportable.

“En las horas de alto flujo vehicular es imposible dictar clases pues termina uno gritando porque el sonido que emiten los camiones pesados es un obstáculo” aseguró Londoño.
Ante estos reclamos desde el gobierno local se aseguró que ya se trabaja en la apropiación de los recursos para acometer la solución de la problemática que denunciaron los estudiantes.

También te puede interesar:   El reloj volverá a marcar la hora en Bugalagrande
Compartir: