Caminar por la senda del éxito como lo hace ahora el pereirano y radicado en Dosquebradas Fredy Montoya no ha sido fácil.
Desde los ocho años conformó la agrupación musical Punto Cinco como cantante y guitarrista con niños de su misma edad.

Se graduó de bachiller en 1999 y se enrola en la policía para prestar el servicio militar donde entra a formar parte de la orquesta de la institución como cantante y pianista.
Una vez culmina su servicio militar integra la agrupación El Clan de los 60.
“Un año más tarde forma parte de la reconocida agrupación norteña Los Truenos del Norte, donde asume el reto de interpretar el acordeón, instrumento que le dio reconocimiento en la música norteña y popular.
Después de esta experiencia entra al grupo de Hernán Darío y los Muchachos Decentes donde llega a ser su director.

Productor musical

Luego de 12 años de incursionar en la música, su primera producción musical es para el artista Jhon Alex Castaño con el éxito “Déjala que se vaya”. Desde entonces ha participado como arreglista y productor de grandes exponentes de la música popular como Francy, La Voz Popular de América; Gensy Ramírez; El Chico Jaramillo, Nelson Gómez, Luisito Muñoz, Jhonny Rivera y otros más.

Solista

Fredy Montoya conforma la agrupación Los Escorpiones y en 2016 le llega una gran inspiración y escribe la canción “Ángel o Demonio” creando un estilo propio, único y diferente donde invita al maestro y amigo Luisito Muñoz a que interprete la parte del ángel y sorpresivamente con solo subirla a su canal de Youtube se convierte en un éxito, siendo catalogada por muchos medios como la canción popular del 2017 con más de 40 millones de visitas. Esta misma canción lo catapulta como el artista revelación de la música popular.
Fredy Montoya estará la próxima semana de visita promocional por el Valle del Cauca y Tuluá está entre su agenda, presentando su reciente éxito “Arranque pues”.

También te puede interesar:   Estrella de la canción popular
Compartir: