El Tabloide

Inflables y pintucaritas en el mundo de la familia

Como ya es costumbre, la Feria de Tuluá en su versión 63 mantendrá su espacio para los niños en un lugar que estará acondicionado para el disfute de la familia en pleno.

Se ha diseñado una serie de actividades lúdico recreativas como pintacaras, pruebas de habilidades, dulces y muchas diversiones más que estarán al servicio de los pequeños que en todo caso estarán bajo el cuidado de sus padres o un adulto responsable.

Entre las recomendaciones de seguridad están fijarles una escarapela con su nombre y número de contacto, llevarlos con ropa cómoda, usar protectores solares y evitar tenerlos en lugares con demasiada aglomeración de público son algunas de las sugerencias que se hacen.La idea, dicen los organizadores, es que los niños se gocen la Feria 63 pero sin contratiempos.

Compartir: