Su misión será resolver los conflictos que surjan entre los habitantes de Monteloro y sus áreas vecinas.

Fue dado al servicio de la comunidad de Monteloro y sus veredas vecinas, el primer Centro de Equidad y Justicia del municipio, un despacho en donde los campesinos de esa zona podrán encontrar atención a sus diferencias.
El acto también sirvió para posesionar al Juez de Reconsideración, Gerardo Vitar Ramos, quien estará acompañado pro los Jueces de Paz del corregimiento Emeterio Bedoya Parra, Rigoberto Hoyos Ruiz y Humberto Gallego Olave.

De acuerdo con Carlos Octavio Quitián Martínez, titular de la Secretaría de Gobierno Municipal, el Centro de Equidad y Justicia está destinado para resolver las querellas de bajo impacto y se constituye en la representación de la institucionalidad en la montaña.

Vitar Ramos tendrá como apoyo para la resolución de conflictos a la Oficina Gestora de Paz del municipio, el Batallón de Alta Montaña y la Consejería de Paz del Valle.

También te puede interesar:   Notarías de Tuluá no están registrando niños
Compartir: