Cerca de tres mil personas se encuentran afectadas tras el cierre obligatorio del puente vehicular de Totoró. Ante la situación registrada la alcaldía decretó una serie de medidas especiales para hacer frente a la problemática.

Las fuertes lluvias que se presentan en el Valle del Cauca han causado afectaciones graves en diferentes sectores de la Capital Cafetera de Colombia. La situación más delicada se se presentó en la vía que comunica al casco urbano de Sevilla con las veredas Manzanillo, La Cuchilla, El Jardín y Corozal, donde parte de la banca contigua al puente Totoró se hundió quedando en riesgo de colapsar de manera definitiva.

De acuerdo con las informaciones entregadas, una primera inspección arrojó que la parte estructural no se ha visto afectada, no obstante la abertura sobre la calzada impide el tránsito vehicular. “Desde que recibimos la información por parte de la comunidad adelantamos la visita al lugar y las gestiones ante las instancias nacionales y departamentales en procura de los recursos que permitan recuperar el puente”, indicó el alcalde Freddy Ómar Osorio.

Según cálculos el cierre de este puente afecta a cerca de tres mil personas, todas ellas dedicadas a la producción agrícola.
Agregó el mandatario que a raíz del impacto que la ola invernal ha causado en la región se declaró la urgencia manifiesta para avanzar en la apertura de una vía alterna entre Morro Azul y Entrerríos y en dos semanas deberá estar lista la otra por el sector de manzanares.

“Hemos tenido muchas dificultades en la zona rural, pero estamos haciendo frente con nuestros recursos contando además con el apoyo de la señora gobernadora que nos envió a través de la Secretaría Departamental para la Gestión del Riesgo un importante apoyo con maquinaria” precisó el mandatario.
Añadió que en el caso del puente de Totoró, se esperan los resultados de la inspección técnica y si es necesario acudiremos a Invías para obtener los recursos para su reparación” puntualizó el burgomaestre sevillano.

También te puede interesar:   Bandola en Sevilla, 35 años sonando
Compartir: