En esta oportunidad los antisociales atacaron a bala a dos jóvenes que se movilizaban en una motocicleta de regular cilindraje.

Anderson Armando González Rodríguez y Pablo Yirán Erazo Quintero

Luego de varios días sin que se presentaran muertes violentas en esta población del centro del Valle, los sicarios volvieron actuar, sembrando el terror y la zozobra al oriente de la ciudad el pasado lunes en la noche.
En esta oportunidad los antisociales atacaron a bala a dos jóvenes que se movilizaban en una motocicleta de regular cilindraje.
Las víctimas de este hecho criminal fueron identificadas en las diligencias de ley como Anderson Armando González Rodríguez y Pablo Yirán Erazo Quintero, de 19 y 18 años de edad respectivamente.
De acuerdo con el reporte entregado por las autoridades que atendieron el caso, uno de los infor-tunados perdió la vida en el sitio, mientras que el otro murió cuando era atendido en un centro asistencial.

El reloj marcaba las 9 y 50 de la noche y los jóvenes se movilizaban en una motocicleta Yamaha Criptón de color azul por la carrera 5E con calle 6 del barrio La Esperanza, al oriente de la Ciudad Señora, cuando se vieron sorprendidos por dos pistoleros que se desplazaban en otra motocicleta quienes, según testigos, sin mediar palabra les dispararon en varias oportunidades dejando el resultado ya conocido.
El informe señala que en el lugar del ataque falleció González Rodrí-guez tras recibir varios impactos de bala.
Entre tanto Erazo Quintero alcanzó a ser auxiliado y llevado hasta la unidad de Urgencias del hospital San José, donde minutos después falleció como consecuencia de la gravedad de las heridas sufridas en el ataque.
Las informaciones allegadas por los investigadores del caso señalaron que estos dos jóvenes se dedicaban a oficios varios sin que se reflejara uno específico y como similitud los dos permanecían solteros, además indicaron que Pablo Yirán era natural de la ciudad de Cali.

Compartir:
También te puede interesar:   Asesinado un comerciante en Tuluá