Bayron Franco, quien era el conductor auxiliar del bus, falleció junto a su mamá biológica en este percance, los cuerpos de la madre y el hijo serán sepultados en Cali.

El siniestro automovilístico registrado en el vecino país del Ecuador, que sacudió al departamento del Valle del Cauca, también tocó a una familia del centro del departamento, pues entre las 23 víctimas mortales de este accidente se encuentra un hombre oriundo del municipio de Bugalagrande.

Los sueños de este hombre de sacar a su familia adelante junto a su esposa, se vieron truncados por la extraña excursión gratuita que desde Colombia pretendía llegar al Perú.
Bayron Franco Ordóñez, de 31 años, como fue identificada la víctima, tras el siniestro deja huérfana una niña de seis años y a su esposa, quien siempre lo recordará como un gran esposo y padre, entregado a su familia y a su trabajo.

Doña Fany Rendón de Franco, quien desde los dos años de edad acogió a Bayron como uno más de sus hijos, recuerda angustiada y en medio de las lágrimas que siempre le dio lidia. “Su hiperactividad lo hizo sobresalir entre sus amigos y la familia”, dece.

Recuerda que a este muchacho apasionado por los carros nunca le gustó estudiar, pero con esfuerzo y la entrega de una madre logró terminar su bachillerato.
Desde muy niño siempre mostró su pasión por los carros. Él siempre quiso salir en un carro y rodeado de mujeres, sueño que de joven alcanzó hacer realidad”.

Doña Fanny recuerda que Bayron era muy buen conductor, oficio que aprendió al lado de su papá que toda la vida fue taxista en Bugalagrande.

La vida le dio la oportunidad de darse a conocer en el campo del transporte, pues su prudencia y responsabilidad lo llevaron a pertenecer a varias empresas de transporte intermunicipal.
Doña Fanny recuerda también que su hijo manejó durante varios años una buseta de la empresa Trans
Cunchipá y otro carro de Transporte urbano en la ciudad de Tuluá.

En los viajes entre una ciudad y otra conoció a Angie Marcela Ordóñez, la joven que se convirtió en su esposa y quien le dio una hija. Su oficio lo llevó a radicarse en el municipio de Toro, localidad de la cual hacía cerca de cinco meses había decidido partir hacia la capital del Valle en busca de mejores horizontes para él y su familia, la cual había formado hacía algo más de seis años.
La joven mujer sobre este viaje dice que se sorprendió cuando su esposo la llamó a contarle que salía en esa excursión.

Autoridades ecuatorianas inspeccionan el vehículo accidentado en el que hallaron media tonelada de marihuana avaluada en 1,7 millones de dólares

Bayron Franco se enteró de ese viaje por su mamá biológica que vivía en Cali, Francia Ordónez Franco, quien ya hacía parte del grupo de personas que soñaban con pasar unas vacaciones y conocer otros países y lo más importante sin pagar un solo peso.
Bayron y su mamá, murieron en ese accidente de tránsito mientras que su hermana menor, Estefanía Giranza Ordóñez, se encuentra en una clínica de Quito y su estado es crítico por un trauma craneoence-fálico severo.

La última comunicación que sostuvo la pareja fue el pasado lunes 13 de agosto, hacia las dos de la tarde, cuando le dijo que ya estaba en el Ecuador pese a los inconvenientes mecánicos que habían sufrido, señala Angy Marcela en medio de la tristeza que no puede ocultar ante la pérdida de su marido.

Al parecer la falla en el sistema de frenos del vehículo ocasionó el accidente que se registró en la madrugada del pasado martes en la vía que une a Quito con la localidad turística de Papallacta.
El viaje comenzó en Cali, donde varios habitantes de los barrios El Guabal, San Judas y Colón fueron invitados por una mujer identificada como Claudia Jimena Orozco Córdova, que viajaba en el autobús y se encuentra lesionada. La mujer deberá dar expliaciones a las autoridades de Ecuador y Colombia que llevan la investigación.

La Fuerza Áerea Colombiana trasladó ayer viernes a los heridos a la ciudad de Cali para continuar con su tratamiento de recuperación en centros asistenciales del Valle.
Por su parte, las autoridades informaron que en las diligencias de inspección minuciosa a los restos del bus hallaron en caletas sofisticadas al menos media tonelada de marihuana tipo creapy.

También te puede interesar:   Agricultor bugalagrandeño pierde la vida en accidente
Compartir: